La Universidad de Málaga (España), realizó una investigación en donde determinó que, los niños de hoy tienen menos aptitud física que los menores de hace 20 años.

El estudio fue socializado en el Congreso Europeo de Obesidad (ECO) – por sus siglas en inglés – examinó la capacidad aeróbica de niños de 11 años, tanto normales como con obesidad, en 1996 y nuevamente en 2016.

Para el proceso de monitoreo, el equipo de investigadores, eligió a niños de 11 años de escuelas en Málaga: 132 niños con peso saludable y 72 niños obesos en 1996, y 213 menores con peso normal y 139 niños obesos en 2016.

Durante el desarrollo correspondiente a la prueba, los participantes cumplieron una actividad de estado físico cuya idea era, correr 20 metros entre dos puntos de forma continua hasta que ya no lograran hacerlo antes de que sonara un pitido, ellos también contaron con un monitor de frecuencia cardiaca que permitió evaluar su recuperación.

En los resultados finales, se evidenció que, los infantes de peso saludable en 2016 estaban menos en forma que los del año 1996. En pocas palabras, los niños de 1996 realizaron 5,1 idas y venidas, por otro lado, los del 2016, la cifra disminuyó a 4,8.

Cabe aclarar que, tanto los niños normales como los de tiene obesidad en el 2016, presentaron una eficacia cardíaca mucho más baja y una recuperación de la frecuencia cardíaca inferior que sus participantes de hace 20 años.