Familiares y residentes de la Zona piden al presidente Iván Duque intervenir en la búsqueda del pequeño de 6 años.

Después del reencuentro con sus padres del niño Cristo José, en el municipio de El Carmen, Norte de Santander, tras haber sido secuestrado hacía una semana, genera en los familiares del menor Alberto Cardona Sanguino, optimismo y esperanza de recuperarlo tras haber desaparecido hace 20 días en la vereda Las Cabañas, región de Tigrera, jurisdicción de Santa Marta.

No se conoce nada del paradero del menor luego de que acompañara a su padre a recibir en la escuela el informe de notas de sus otros hijos, quienes también son menores de edad, pero mayores que Alberto. De retorno a casa, ambos desaparecieron.

La primera hipótesis de la familia es que habrían sido arrastrados por las fuerzas de la corriente del río Minca, el cual deben atravesar para llegar a su vivienda. Esto fue el 20 de septiembre pasado y el caso lo denuncio públicamente la líder comunal Diana Osorio. La búsqueda del padre e hijo empezó por parte de la comunidad, aunque los esfuerzos no dieron resultado, sin embargo, cuatro días después de la desaparición, fue hallado sin vida Alberto Ramón Cardona Tapia, padre del menor que habría desaparecido junto a él.

Su cuerpo estaba boca arriba, sobre una piedra y un lugar boscoso retirado del río. Las autoridades confirmaron que no murió de ahogo como se llegó a pensar, sino que habría sido asesinado a tiros. La pregunta de la comunidad es ¿Dónde está el niño?

La búsqueda del menor de 6 años quedo en manos de la defensa Civil, la Policía y grupos de voluntarios. Rio abajo y a pie por el monte de la Sierra Nevada, sin embargo, no ha sido suficiente pues uno de los habitantes de la zona indicó que “parece que se lo hubiera tragado la tierra”.

Asimismo, el alcalde de Santa Marta, Rafael Martínez, dijo que no están de brazo cruzados y señalo que “no hemos dejado sola a lo familia del pequeño. Estamos buscando al niño y esperamos que haya pronto un buen resultado”. Asimismo, La comunidad exige que “es hora que el presidente Duque que haga presencia y de una voz de aliento a los familiares del pequeño Albertico”, dijo Caros Consuegra, otro residente de la zona.