El inicio de procesos sancionatorios, con multas que pueden llegar hasta los 10.000 salarios mínimos mensuales legales vigentes, son algunas de las medidas que la Dirección de Salud Ambiental del municipio empezará a aplicar a los administradores o propietarios de locales de comercio dedicados a la venta de productos de consumo humano.

Así lo confirmó el director de la dependencia, Jaime Alejandro Daza Daza, indicando que ya se adelantan 23 procesos contra diferentes establecimientos comerciales, por no acatar las normas sanitarias básicas para la venta de productos que pueden ser comidos, tomados o untados por las personas y que pueden provocar graves consecuencias para el bienestar fisco y emocional de los seres humanos.

El funcionario explicó que anteriormente, en los locales comerciales en donde se hallaban productos, fraudulentos, de contrabando o adulterados, se decomisaban los artículos y se podía sellar el local. Ahora, con la normatividad vigente, a los propietarios o administradores de los locales se les inicia un proceso investigativo que, de acuerdo con los resultados, puede desembocar en multas, además de compulsar copias a los organismos competentes como la DIAN o la Fiscalía.

Las personas que tengan conocimiento o sean víctimas de algún tipo de local comercial en el que no se cumplan las normas sanitarias o de higiene pueden enviar su queja al correo Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.. Igualmente quienes requieran información adicional o asesoría para dar cumplimiento a toda la normatividad higiénico-sanitaria vigente puede acercarse a las oficinas de la dirección de salud ambiental en el hospital departamental de Villavicencio, donde serán aclaradas todas sus inquietudes